[inicio] [mapa del sitio] [Buz髇] [ayuda]
Formulario de búsqueda en el portal
Formulario para el acceso rápido

Mancomunidad de Municipios Valle del Guadiato


Sierra Trapera

RUTAS NATURALES
Sierra Trapera


ImagenImagen

La visita que se propone comienza en el municipio de Valsequillo, que surgió como aldea de Fuente Obejuna en la segunda mitad del siglo XVI. Su historia más reciente es paralela a la de las poblaciones vecinas de La Granjuela y Los Blázquez: en 1817 se independiza de Fuente Obejuna para constituir, con otras villas, el municipio de Cinco Aldeas, cuyo ayuntamiento se establece en Valsequillo. Poco después, en 1842, alcanza la independencia municipal.

Imagen


Nuestro destino será Sierra Trapera. Para ello partimos de la plaza del pueblo en dirección a Hinojosa y, a un kilómetro, encontramos un desvío a la izquierda. Cruzamos la antigua vía férrea Córdoba-Almorchó para continuar por una pista (Camino del Puerto de la Cinta), la cual discurre entre cultivos de cereales hasta llegar a la falda de la sierra.






En la lejanía divisaremos grupos de grullas que picotean tranquilamente las bellotas que caen al suelo y, a nuestro paso, bandos de avefrías levantan el vuelo emitiendo su agudo reclamo.

Cerrando el paisaje, se alzan sobre nosotros los relieves cuarcíticos de las Sierras de La Cinta y Trapera, que conservan una vegetación propia del monte bajo mediterráneo, predominando el acebuche como árbol más característico que sobresale entre espesos jarales. Éstos dejan de ser arbustos convirtiéndose en árboles de copa redondeada y densa, acompañados por encinas y, en menor proporción, por alcornoques.

Uno de los elementos singulares del paisaje son los majanos, amontonamientos de piedras que se encuentran en los piedemontes de las sierras, constituidos por terrenos muy pedregosos denominados rañas.

Imagen
Bordeando la sierra por la ladera de umbría, llegaremos al punto más alto de ésta.



Mientras subimos, encontramos varias especies representativas de la vegetación de monte bajo: arbustos y plantas aromáticas (como la lavanda o cantueso y el romero) que nos ofrecen un hermoso colorido cuando florecen a la llegada de la primavera. Las pinchudas coscojas y aulagas dificultan el acceso a la sierra, al igual que el denso matorral de distintas especies de jaras, entre las que resalta, por su aroma y flor, la jara pringosa. Completando la flora característica de la sierra se encuentran la retama, el torvisco, la olivilla o labiérnago, la cornicabra y el madroño, arbusto que se considera un buen indicador de los suelos que no han perdido la fertilidad. Su fruto, junto con los del majuelo, acebuche, lentisco y cornicabra, constituyen la alimentación básica de aves frugívoras que frecuentan estos parajes: mirlo, verdecillo y verderón común, entre otros.

Imagen



Todo el itinerario es escenario natural de una interesante comunidad de aves. Así, a las abundantes grullas y milanos, hay que sumarles ratoneros comunes, aguiluchos pálidos, bandos de avefrías, rabilargos, palomas torcaces, cigüeñas blancas, cogujadas y perdices.En esta zona, el alimoche común, visitante por excelencia de nuestra comarca, anida en las rocas altas que sobresalen en tierra firme.





Respecto a los mamíferos que merodean por estos parajes, cabe destacar a la astuta jineta y al meloncillo que son difíciles de observar debido a su actividad nocturna y que se alimentan fundamentalmente de roedores, conejos y reptiles abundantes por la zona. En los caminos y cortafuegos, se podrán observar revolcaderos y, cerca de ellos, algún tronco de árbol con restos de barro o con la corteza desgastada, señal inequívoca del paso de los jabalíes, una de las piezas más apreciadas en la caza mayor.

Habrá merecido la pena llegar a lo alto de la sierra para poder disfrutar de hermosos paisajes, como la extensa llanura de cultivo enmarcada por la alineación montañosa que forman las Sierras del Rayo, del Cambrón y del Castillo, pertenecientes al término municipal de Los Blázquez y cuya altitud media es de 750 m. Hacia el norte, obtenemos una visión bastante representativa de la comarca del Zújar, río perteneciente a la cuenca del Guadiana, caracterizado por su sinuoso trazado y el fluir apacible de sus aguas.

Cuando descansemos y recuperemos fuerzas, volveremos al pueblo por el mismo camino.

¿Qué Fauna nos encontraremos ?

Grulla

Ave terrestre de gran tamaño, con cuello y patas largas y porte majestuoso. Las plumas de la cola son alargadas y forman una capa caída y poblada; el adulto es gris más bien oscuro, con una distintiva lista curvada desde el ojo hasta la parte más superior del cuello, parte inferior del cuerpo gris y negruzca. La silueta de vuelo es distintiva, con cabeza, cuello y patas más bajas que la línea del cuerpo; durante el vuelo mantiene la típica formación en V; es gregaria cuando realizan la migración. El reclamo característico es un fuerte trompeteo.

Imagen


Sus lugares de cría se encuentran en zonas del norte de Europa, desde donde emprenden un viaje migratorio huyendo del rigor climático, en busca de lugares más meridionales como las dehesas del suroeste de la Península Ibérica: Extremadura, Portugal y Andalucía.



Durante el amanecer frecuentan las dehesas de los municipios de Los Blázquez, Valsequillo y La Granjuela. Al atardecer, abandonan el encinar y se reúnen los distintos grupos en las riberas de los ríos y pantanos, para volver al mismo sitio a la mañana siguiente.


Ave fría

Su nombre común, ave fría, hace alusión a su estancia únicamente invernal entre nosotros. La observación de avefrías en el campo nos advierte que han llegado los fríos de otoño e invierno. Por lo tanto, estamos ante un claro ejemplo de animal migrador.

Imagen

Presentan una cresta larga y tenue que las hace inconfundibles y que es mayor en los machos que en las hembras.
El plumaje es negro-verdoso, algo metálico en el dorso y en las alas. Las patas son cortas, pero aún así, nos llamará la atención las rapidísimas y cortas carreras que da, con paradas muy bruscas para capturar alguna presa (artrópodos o lombrices).



Imagen

La silueta de vuelo es distintiva, con muchos batidos de alas que a distancia son más visibles que el cuerpo; el vuelo parece débil durante la migración, pero en primavera es rápido y potente en su cortejo acrobático.






Coscoja

Es un arbusto que se mantiene verde todo él , de no más de 2 m. de altura, aunque a veces puede alcanzar 4-5 metros; suele ramificarse abundantemente desde la base, de forma que las ramas -de corteza lisa y cenicienta- se entrelazan a menudo haciéndolo impenetrable. Hojas sencillas, alternas, lampiñas por las dos caras, con el margen ondulado y armado de dientes espinosos en mayor o menor número; tienen un color verde intenso y superficie brillante y lustrosa. Las flores masculinas son muy pequeñas, poco aparentes. Las femeninas nacen en la misma planta, solitarias o agrupadas por dos o tres, con envuelta similar a las masculinas. El fruto es una bellota, con cubierta lustrosa y coriácea, rodeada en la base por una caperuza córnea.

Imagen

Usos: En las ramas de la coscoja se desarrolla la hembra globosa de la cochinilla, denominada quermés; llamada también grana de tintes, grana de quermés o coco de tintes, se empleaba antiguamente como colorante y de ella deriva el color de grana o carmesí.
La corteza es rica en taninos. Las bellotas pueden utilizarse para alimento de cerdos y cabras.

[inicio] [mapa del sitio] [Buz髇] [ayuda]
Formulario de básqueda en el portal
Formulario para el acceso rápido

[Valid XHTML 1.0 Strict] [CSS Válido] [Triple A Conforme] [RSS]
Mancomunidad de Municipios Valle del GuadiatoPol铆gono Industrial 'La Papelera'. Carretera de la Estaci贸n s/nTeléfono: 957567022